El Mama y La Papa, ‘the show must go on’

‘The show must go on’, cantaba Freddy Mercury. Y aquí, en el recién abierto restaurante El Mama y La Papa, en el corazón gastro del barrio de Sant Antoni, en el pasaje Calders, junto a Lando, siguen esta filosofía al pie de la letra: el ‘show’ es continuo. Si no hay una cantante dando el do de pecho, hay un trapecista, y si no, un ‘clown’. Una buena manera de amenizar una cena que ya por sí misma no está mal, ya que Álvaro Garces, que fue segundo de cocina del Loidi (hotel Condes de Barcelona, supervisado por Martín Berasategui), está al frente de los fogones.

El cocinero propone platos internacionales (Chile, Tailandia, Estados Unidos…) elaborados con productos locales. Una idea que se plasma en platos como los bun bao de pato (del Delta) y de marisco (con pulpo gallego, centollo…).

barra-restaurante-el-mama-y-la-papa-gastronomistas-com

Todo en “tapas largas”, que dicen ellos: más que una tapa pero menos que una media ración. “Damos la vuelta al mundo en un bocado”. En realidad, en cuatro, que eso es lo que han calculado que se necesita para comer una tapa larga.

gamba-restaurante-el-mama-y-la-papa-gastronomistas-com

pulpo-restaurante-el-mama-y-la-papa-gastronomistas-com

Bueno, también hay carnes y pescados a la brasa, y quesos afinados, y carritos de tartas del mundo. En fin, que hay donde elegir. En mi caso, probé ensaladilla rusamatrimonio (boquerones y sardinas), bun bao de pato y de marisco, gambas (tiernas y con un tamaño y sabor XL) y un adictivo pulpo con causa limeña picante.

trapecista-restaurante-el-mama-y-la-papa-gastronomistas-com

cantante-restaurante-el-mama-y-la-papa-gastronomistas-com

El Mama y La Papa, que no sé si llamarlo gastrocabaret (los números aliñan las cenas, y no al revés), se llama así porque quiere diferenciar el espacio y la propuesta más diurna, más de restaurante, de la más nocturna, con coctelería. Por el espíritu lúdico que transmite, me recuerda a Tickets, aunque el de Albert Adrià no tiene actuaciones.

clown-restaurante-el-mama-y-la-papa-gastronomistas-com

pianista-restaurante-el-mama-y-la-papa-gastronomistas-com

Pero la verdad es que una vez allí, cenando, mientras te viene un cachas ofreciéndote golosinas, una pianista cantando y un payaso buscando a su amor platónico, te olvidas de los conceptos. Estás allí y disfrutas. Y punto. Del ‘show’ y de la comida, que para mí es lo más importante.

Los fines de semana, en El Mama y La Papa hay ‘brunchmut’, un ‘palabro’ que une lo mejor del brunch y del vermut, con un reclamo: un arroz que se hará cada media hora entre dos y cuatro de la tarde y que irá pasando de mesa en mesa (quien quiera lo tendrá que pagar, eso sí).

Entre la comida que ofrecerán (comienzan este finde) me cuentan que habrá un donut de king crab (cangrejo real). Me quedé con las ganas de verlo y probarlo. Yo fui la noche de este jueves, así que me tocará volver.

 

El Mama y La Papa

Pasaje Calders, 2. Barcelona.
Teléfono: 93 441 76 62.
Horarios: de lunes a jueves, de 17.00 a 3.00 horas; de viernes a domingo, de 12.00 a 3.00 horas.
Precio medio: 40 euros.

 

 

Loading
Centrar mapa
Tráfico
En bicicleta
Tráfico
Google MapsCómo llegar

 

 

Ferran Imedio
Ferran Imedio

En los últimos dos años ha visitado más de 300 restaurantes, pero su colesterol sigue en niveles normales. Esta rareza sin explicación biológica le permite seguir escribiendo sobre gastronomía en El Periódico de Catalunya, donde antes fue responsable de la sección de Gente y ahora, de Cocina's de la revista 'On Barcelona'.

4 Comments
  1. Gambas Xl? Eran las primeras q comías? Pásate por vilanova o palamós!

    Me gusta el me recuerda el tickets pero sin parte lúdica… entonces… en título?

  2. Estuvimos el jueves pasamos una velada muy agradable nos sentimos muy bien con todos los actores y la cena exquisita. Volveremos sin duda

  3. Horrible experoenxia. Fuimos en familia a cenar y ver el show y fue absolutamente inapropiado. Aparte de sorprendernos de que no nos avisaran de que el show no es adecuado para niños, la travesto que lleva el espectaculo no tiene nada de graci y es bastante ordinaria, canta en play back y como artista no vale nada un vocabulario ordinario sin pizca de ocurrencia, inteligencia o gracia. Realmente no estaba a la altura de la cocina, que es elaborada, aunque desorbitada de precio. Nada que ver con los origenes del restaurrante, donde calidad y espectaculo iban de la mano. Ha sido una gran decepcion.

Deja un comentario

Your email address will not be published.

Suscríbete a nuestra Newsletter

Síguenos en las redes sociales
  • twitter
  • facebook
  • pinterest
  • instagram
  • Spotify
Partner
imagen