Tres clásicos para celebrar San Isidro

Yo no sé si sois vosotros muy de San Isidro o pasáis del chulapismo como de poneros el cinturón de seguridad en los buses de línea, pero dejadme que os diga una co-si-ta: esta fiesta es el pitido inicial de la mejor temporada de la ciudad, ese momento en el que lanzamos la gabardina así a lo lejos en plan Tony Manero. Y por eso nos hace felices. Este año, para variar, vamos a pasar de recetaros neocasticismo, chotis con tatuajes y demás modernismos que luego os venís arriba y no encontramos sitio en Malasaña. Vamos con tres clásicos que igual aún no conocéis y dónde os van a dar de comer que vais a levitar. Dentro post.

casasalavador

Casa Salvador. Elda Noriega es la persona humana que me ha recomendado el rabo de toro que se sirve en esta santa casa y que, por lo visto, es legendario. Sí, uno de los signature dish (como dicen los que ven a Vaughan) de este restaurante, que lleva dando de comer en Chueca desde antes de que nacierais vosotros y algunos de vuestros antepasados. Manteles de cuadritos, lienzos en la pared para recordaros en qué país vivís y sabores de los que dejan huella, como el hombre de Brummels. ¿A qué ya estáis con la babilla ahí, en el filo? En Barbieri, 12.

callos tasquita enfrente madrid

La Tasquita de Enfrente. Juanjo López debería protagonizar besamanos públicos una vez a la semana. ¿Por qué nos postramos antes papas, monarquías variadas y demás personalidades con mantilla y no ante un cocinero de este calibre? Pues eso. Juanjo es capaz de hacer unos callos como los de su padre, Serafín López, “Gaona”, que nos sacan unos lagrimones como puños. Cada vez que en La Tasquita sacan una ración, un anticasquero se convierte. Arrepentidísimo. En Ballesta, 6.

merluza

Bocaíto. Cuando aún no habíais reivindicado los bares de tapas y os desmayabais ante la cocina creativa y los platos de metacrilato, Almodóvar ya definía esta taberna como “el mejor antidepresivo”. Hala, modernos, asumid que no fuisteis los primeros. En este restaurante de la calle Libertad, que cumple ya media centuria, se celebra San Isidro poniendo la mesa con todos los clásicos, incluida una merluza rebozada que es para ponerla en un altar en el salón junto a las figuritas de Lladró o el cuadro de la comunión. Está de vicio, pichi. En Libertad, 6.

Banda sonora. Burning – Madrid

 

Javier Sánchez
Javier Sánchez

Lleva comiendo prácticamente toda su vida, así que sabe de lo que habla. Un hombre, un reto: conocer TODOS los restaurantes de Madrid. Sigue en ello y empeñado en descubrir las últimas tendencias gastronómicas como coordinador de Cocinatis.com junto a Laura Conde, en el blog de gastronomía Oído Cocina de Yahoo! y como colaborador en sitios como Dominical, VICE o distintos medios del Grupo Prisa.

No Comments Yet

Leave a Reply

Your email address will not be published.