Pero, ¿a quién no le gusta la trufa? Si este tesoro de color negro viene a darle alegría con su embriagador aroma a cualquier plato: un guiso de garbanzos, un plato de espaguetis o una tortilla de patatas. A la temporada de trufa le queda poco, apenas un par de semanas porque se acaba a finales de marzo, pero en este mes es cuando las trufas se encuentran en su punto más alto de maduración.

¿Quieres saber dónde puedes degustarla? 

En Barcelona: Hotel Majestic

Comer y dormir como un príncipe (o una princesa). ¿Qué podemos decir de este hotel emblemático de Barcelona que no se haya dicho antes? Este establecimiento, símbolo de la excelencia hotelera 5 estrellas, es un clásico en la Ciudad Condal: los oriundos suelen destacar, por ejemplo, su maravillosa decoración navideña que no deja indiferente a aquél que deambule por el Paseo de Gracia.

El Hotel Majestic, abierto desde 1918, ha acogido a personalidades de todo tipo: Federico García Lorca, Robert Cappa, Antonio Machado, Hemigway, el Dalai Lama, Bob Dylan, Charles Aznavour, Mark Knopfler, Milos Forman, Catherine Deneuve, Viggo Mortesen… la lista nos ocuparía todo el artículo. Así que, ¿por qué no darte un capricho y alojarte allí ahora que necesitamos más que nunca mimarnos y sentirnos bien? El hotel dispone de la oferta Disfrutar, un paquete que incluye: alojamiento, desayuno y cena para dos que puede disfrutarse en la terraza del hotel, La Dolce Vita o en el bar del mismo.

Actualmente, la propuesta incluye una cena a base, cómo no, de la exquisita trufa, con diferentes platos. En entrantes, está por ejemplo el huevo a baja temperatura con parmentier, setas, migas crujientes, jugo de asado y trufa (simplemente espectacular, se te caerá la lagrimilla, no lo dudes) o la crema de calabaza, virutas de foie y trufa. Como plato principal puedes escoger entre canelón de pollo asado con su jugo y trufa y lomo de ternera a la brasa con crema de berenjena y trufa. Y, por la mañana, después de haber dormido como un Marajá en cualquiera de sus lujosas habitaciones, nada mejor que seguir disfrutando del desayuno, galardonado como el “Mejor desayuno de hotel en Europa 2018” por los Premios Villégiature (el desayuno se sirve en mesa por cumplimiento de medidas sanitarias). En definitiva, ahora que apenas podemos salir de nuestras ciudades este tipo de ofertas te permite viajar con todos los sentidos y sin salir de tu entorno. Paquete Disfrutar: precio, a partir de 269 euros.

En Madrid: La cocina de María Luisa

Cambiamos de ciudad y nos vamos a Madrid: allí, en la céntrica calle Jorge Juan encontramos el mítico restaurante La Cocina de María Luisa que cada año deleita nuestras papilas gustativas con propuestas a base de trufa como la sopa de trufa y yema, que reconforta el alma y el estómago, la rebanada de pan caliente con mantequilla y trufa (uhmmm), el carpacio de trufa o los huevos de corral con su puntilla y trufa. Sí, no lo dudes, hay trufa hasta en el postre.

De postre: Pastelerías Mallorca

Se va acercando tímidamente la Semana Santa y aunque no está la cosa para viajar nada te impide darte un homenaje sin salir del perímetro. Si pasas por una Pastelería Mallorca (en varias direcciones de Madrid, Las Rozas y Pozuelo) debes saber que, a partir del 5 de marzo habrá torrijas, pero unas muy especiales: inspirada en la French toast con trufa de Nino Redruello. Este postre (9 euros la pieza), es una torrija tradicional con una crema semimontada de chocolate blanco y trufa y se finaliza, en el momento, con trufa negra fresca rallada. El pan es de brioche calado en leche e infusionado con canela y pieles de limón y naranja, ¿a que suena delicioso?

En tu casa: Trufbox

Si quieres trufa pero no quieres salir de casa, también es posible disfrutar de esta perla que nos regala la naturaleza sin poner un pie en la calle. La empresa Trufbox te la manda de la tierra, a tu casa. Recibes el preciado paquete entre 24/48 horas después de hacer el pedido en su web: sus trufas proceden de productores de Soria, Burgos y Palencia, principalmente, y se obtienen de truferas en el monte (controladas con licencias de recolección) y de encinas micorrizadas. Pretenden democratizar este producto porque, por 40 euros, puedes tener una trufa de entre 30 y 40 gramos (y se necesita muy poca cantidad para aromatizar un plato). También distribuyen paquetes regalo y otros productos como laminadores, quesos artesanos elaborados con trufa, etc.

Lucía Martín
Lucía Martín

Criada entre Francia y España, es fan del foie gras y de la tortilla de patatas. Con cebolla, por supuesto. Lleva más de 20 años trabajando como periodista y también, comiendo, porque no todo iba a ser la letra. De postre: un buen vino tinto acompañado de un cuadradito de chocolate negro.

No Comments Yet

Leave a Reply

Your email address will not be published.

PARTNER

imagen

Partner
imagen
Suscríbete a nuestra newsletter