Vayamos Algrano: donde comer de la mejor pasta en Barcelona
Comer

Vayamos Al Grano: donde comer la mejor pasta en Barcelona

Qué maravilla puede ser un plato de pasta. Eso nos demuestran en Algrano, un bistró de pasta que abrió hace justo un año en el barrio de Sant Antoni de Barcelona, y que presentamos como una de las mejores aperturas de 2021. Allí no falta ni una excelente materia prima (la pasta fresca es casera, mientras que la seca proviene de diferentes productores artesanos italianos) ni un gran dominio de las técnicas propias de la gastronomía italiana.

Tampoco van escasos ideas ni de buen gusto para dar la vuelta a platos de siempre a base de recetas propias, y convertirlos en una experiencia deliciosa y memorable, sin artificios ni otras pretensiones que dar de comer bien.


De aquí que la etiqueta ‘bistro’ acompañe el nombre de la casa. No estamos en una trattoria ni en un restaurante italiano tradicional al uso, es algo más, aunque sin la parafernalia de un lugar más ‘deluxe’. Y ello se merece, sin duda, una peregrinación a las tierras de Sant Antoni.

Algrano es el fruto de la amistad entre Lorenzo Fossi (restaurador) y Gabriele Milani (chef del  @monument_hotel 5GL Martin Berasategui), dos italianos que se conocieron en la escuela de restauración y han sintonizado para abrir este restaurante que han querido informal, cálido, moderno y bonito, y al que, tras nuestra primera visita, ya deseamos volver cuanto antes. Es de esos lugares luminosos y relajados de día, e intimistas de noche, por lo que se puede ir en cualquier turno, siempre con la garantía de que ta vas a sentir bien y disfrutarás de la comida.

En su primer año de vida, Algrano ya tiene en carta algunos platos que consideran ‘its’ de la casa, señal de que la cosa va viento en popa: es el caso de los arancini, que preparan con pasta y trufa. Esta croqueta italiana (normalmente con base de arroz) de fino empanado y queso potente y extremadamente untuoso, es un vicio de matices, de sabores y de texturas sofisticados que nadie que visite Algrano debería perderse.

Otros emblemas de los entrantes son el tartar de ternera Fassona de Piemonte; el guiso de pulpitos y la burrata con pesto rojo de tomate seco, cebolla roja y aceitunas.

Como platos principales, solo podemos recomendar los originales raviolis de osobuco, que una vez hincado el diente a la pasta bien al dente se deshacen en boca. Los maccheroni tartufo gratinados con bechamel de setas, queso fontina y trufa, y los linguini all’uovo completan los éxitos de una carta corta pero que ofrece una experiencia religiosa. Entre los postres, prevale, aquí sí, la tradición, porque no hace falta más que el tiramisú o el cannolo siciliano de la casa.

Además, han tenido la genial idea de completar la oferta estable con ‘fueras de carta’ que varían con las temporadas (empiezan ahora a tratar recetas a base de calabaza y también de -oh, bendita sea- trufa blanca) y organizar noches temáticas. Así, los miércoles, por ejemplo, se zampa un plato de pasta carbonara con -súmmum- trufa fresca; y los jueves, para quienes tengan ganas de más, espaguetis con bogavante.

Madre mía, qué rico es solo recordarlo… También harán menús especiales dedicados a productos artesanos de toda Italia, que prometen llevar a los viajeros del paladar a sensaciones de lo más gustosas. En fin, que Algrano está ya en nuestra lista de restaurantes de pasta favoritos.  Y deseamos volver lo antes posible.

Algrano Bistro

Calle de Tamarit, 104

Tel. 640 39 99 88

algranobistro.com

@algranobistro

Ticket medio: 20 – 35€

Abierto de miércoles a lunes (cerrado los martes y domingos por la noche). Hay menú de mediodía.

Laia Zieger

Una periodista francesa ‘expatriée a Barcelona’ que ha trabajado en El País y El Periódico de Catalunya, colabora con medios de ambos lados del Pirineo, y es autora del libro ‘Portraits de Barcelone’ (Hikari Editions, 2016). En la actualidad dirige la agencia creativa www.picapica.agency.

PARTNER:
Recibe nuestras novedades cada jueves en tu buzón, sobre bla bla bla.

    He leído y acepto la política de privacidad