‘Glühwein’: los Reyes Magos te agradecerán este vino contra el frío

Si quieres que los Reyes Magos repongan fuerzas esta noche, olvida las galletas y déjales este vino caliente llamado glühwein. A lo mejor te cae algún regalito extra como muestra de agradecimiento. Porque cuando han pasado toda la noche repartiendo juguetes, con el frío apretando, congelándoles los pies y dejándolos como el mármol, dejándoles los labios cortados con la textura de un papel de lija y la nariz roja y jugosa como una sandía, un vino así les calentará el alma y el estómago.

No voy a ser muy original pero sí muy efectivo, porque con esta receta conseguirán todo esto, absolutamente todo esto, con un solo trago. Toma nota y vete a dormir seguro de que te traerán todo aquello que pediste. Se llama ‘glühwein‘ (así se conoce en países como Alemania y Austria, aunque también es popular en NoruegaSueciaDinamarca, Finlandia, Reino Unido, Polonia, Letonia, Rusia, República Checa, Eslovaquia, Hungría, Rumanía, Italia y Francia). Es un vino caliente especiado que se prepara así:

Ingredientes para el ‘glühwein’:

-2 ramas de canela

-6 clavos

-4 vainas de cardamomo

-Piel de un limón

-Piel de una naranja

-Dos estrellas de anís

-Una pizca de nuez moscada

-80 gramos de azúcar moreno

-Una botella de vino tinto

Preparación del ‘glühwein’:

1. En una cazuela, poner dos ramas de canela, seis clavos, cuatro vainas de cardamomo, las pieles de un limón y una naranja, dos estrellas de anís, un poco de nuez moscada, 80 gramos de azúcar moreno. Calentar.

2. Cuando salgan los aromas, añadir un chorrito de vino tinto que cubra el azúcar. Seguir calentando e ir removiendo.

3. Cuando el azúcar se haya disuelto, añadir el resto de la botella de vino y cocinar a fuego medio-bajo durante 30 minutos. Vigilar que no hierva ni esté demasiado caliente.

4. Rectificar de azúcar si es necesario

5. Colar para retirar las especias y servir.

 

(La foto que abre el post es de Hannah Pemberton-Unsplash)

Ferran Imedio
Ferran Imedio

En los últimos dos años ha visitado más de 300 restaurantes, pero su colesterol sigue en niveles normales. Esta rareza sin explicación biológica le permite seguir escribiendo sobre gastronomía en El Periódico de Catalunya, donde antes fue responsable de la sección de Gente y ahora, de Cocina's de la revista 'On Barcelona'.

No Comments Yet

Leave a Reply

Your email address will not be published.